• martes , 21 noviembre 2017

Al Bat: Buenas y malas rachas

Robar las señales… ¡y cada racha!

·                  Origen y evolución del beisbol en Guanajuato: Jorge Cervantes Jáuregui.

Por Jesús Alberto Rubio.

¿Robar las señales al equipo contrario?

Resulta que los Red Sox habrían reconocido ante MLB que usaron dispositivos electrónicos para estafarle las señales en partidos con sus enconados rivales, los NYY.

Ándenles.

Sabemos que hurtar las señas al receptor no es nada nuevo; sin embargo la diferencia, ahora es la utilización de dispositivos electrónicos especiales, lo que todo indica va contra las reglas del beisbol.

Si gusta, lo invito a mi Twitter para que tenga los detalles ya que está buena más que buena la cosa: https://twitter.com/beisrubio?lang=es

Buenas y malas rachas

A ver, Dodgers: como que ya es demasiado lo que les pasa y de alguna manera creo que deberían “apretar tuercas”: y es que, después del temporadón que llevaban, la noche del miércoles llegaron a seis derrotas seguidas y 11 de 12 y pues como… ¿qué dice mi buen Wequez Wong?

¿Descontento de los jugadores con el mánager Roberts o los recientes movimientos/adquisiciones de la directiva… o simplemente llegaron de pronto los gatos negros y ni quién de los quite de encima?

Caray, ¿no?

En esa pésima racha, los Diamondbacks les han propinado seis descalabros ¡con dos limpias en dos semanas consecutivas!

¡Ay, Panchito, sobrino!

Dbacks llegaron a 13 partidos ganados de forma consecutiva -record en la franquicia–, la segunda después de las 14 que llevan los Indios de Cleveland (también la mejor en su historia), y con ello los Cascabeles mantienen confortable ventaja en la lucha por el wild card y ya se imaginará el encanto que le provoca al ingeniero Paco Salazar.

No olvidemos que ahí con los de Arizona tenemos a un mexicano: Jorge De la Rosa, ahora en funciones de relevo.

Claro que Los Ángeles sigue ostentando el mejor record de la historia de la MLB con 92-47, pero pues…

Mire qué dato:

Los Cachorros de Chicago fueron el último equipo en tener rachas ganadoras de al menos 14 partidos en años consecutivos, ganando 21 en fila durante septiembre de 1935, antes de ganar 15 partidos seguidos en junio de 1936.

Veremos hasta donde llegan Dbacks e Indios.

¿El otro lado de la moneda?:

Mientras que los Atléticos de Oakland sufrieron su octava derrota al hilo, igualando su peor racha en los cinco últimos años, los Marlins han perdido nueve de sus últimos 10 para rezagarse en la lucha por los boletos de comodín a la postemporada.

Andan tan mal que los Nats de Washington aumentaron a 18 juegos su delantera sobre ellos en la División Este de la Liga Nacional barrerlos y derrotarlos por octava ocasión al hilo en la temporada.

Ya veremos que hace el grupo de inversionistas encabezados por el empresario neoyorquino Bruce Sherman y las exestrellas Derek Jeter, de los NYY, y Michael Jordan, dueño de los Hornets de Charlotte, como nuevos propietarios de esta franquicia.

No hay problemas en Houston

Los Astros de Houston también andan en gran racha de victorias: 7 al hilo, camino más que firmes a postemporada y en un descuido a la serie otoñal, a la cual no llegan desde el 2005 cuando fueron barridos en 4 por los Medias Blancas de Chicago.

Aquel 2005 los Astros tuvieron la mejor temporada en la historia de la franquicia.

El equipo terminó el rol con 89-73 y ganó el comodín de la LN. En la postemporada vencieron a los Bravos en la Serie de la División de la Liga Nacional y luego se coronaron campeones del circuito ante los Cardenales… sin embargo, ya en la serie mundial, la primera en su historia… ni fu ni fa ante los patipálidos.

Ya sabe usted que reciente recibieron en el equipo al estelar Justin Verlander, quien ya les dio su primer triunfo ante Seattle, en labor de seis entradas con siete K.

Excepto las terribles inundaciones por “Harvey, esta vez todo indica “no hay problemas en Houston”.

“Mr. Judge” atacó de nuevo

Aaron Judge (NYY) dio su jonrón 39 y con ello rebasó a Frank Robinson y Wally Berger (38); ahora como novato, va por la marca de Mark McGwire quien dio 49 cuando en su primera campaña con los Atléticos de Oakland en 1987.

JUAN EMILIO BATISTA CRUZ:

Jesús: debo confesarte cuántas lágrimas derramé con aquel fabuloso equipo de Monterrey que ganó la Serie Mundial de las Pequeñas Ligas. Qué coraje, qué defensa de sus derechos, qué dignidad, cuánto orgullo de representar a su Patria. Qué extraordinaria actitud de su director, qué sublime actitud la del sacerdote que los acompañó en aquella aventura maravillosa.

Después, pude ver la película que refleja de manera brillante los detalles de la hazaña.

Cuánto sufrí cuando el héroe tiró aquellas tres bolas consecutivas y cómo aquella medallita enviada por su padre que significaba el apoyo incondicional a su deseo de jugar al béisbol.

Cuánta alegría cuando sacó el out que lo catapultó a la historia no solo del béisbol, sino de la vida entera del México lindo y querido.

Esos muchachitos estuvieron a la altura de los Niños Héroes de Chapultepec. No se pueden olvidar esos hechos que hacen grande a tu Nación, hermano mío. Aprovecho para enviarte el habitual comentario de la pelota cubana:

https://beisbolredes.blogspot.mx/
Origen y evolución del beisbol en Guanajuato

La charla y recreación histórica que nos oreció la tarde del miércoles el doctor Jorge Cervantes Jáuregui, académico de la Universidad Autónoma de Guanajuato… formidable.

Paco Salazar, Eradio Burriel, Ignacio Romero, Julio Maquinay y un servidor, todos miembros de la Peña beisbolera de Hermosillo, embelesados con el contenido de su plática y la proyección de diapositivas del beisbol que se jugó en aquella ciudad desde fines del siglo 19 y principios del 20.

Ahí también –en un salón del Hotel Gándara– nos presentó imágenes que en julio/agosto pasado se exhibieron en el Museo Regional de la Alhóndiga de Granaditas a través de la Exposición Fotográfica Beisbol en Guanajuato/Una mirada al Diamante y donde junto con el historiador deportivo, César Federico Macías ofreció una conferencia sobre el mismo tema donde constató que antes del Siglo XIX ya había indicios de la práctica del deporte.

Mencionó que en la muestra se observa la forma en que dicho deporte penetró en la sociedad guanajuatense, con fotografías, algunas de las cuales forman parte de la Colección Romualdo García, propiedad del INAH, y otras más donadas por particulares.

Albores del siglo XX

Haciendo un alto en el camino, el doctor Cervantes Jáuregui ya alguna vez nos dijo que la ciudad de Guanajuato, en los albores del siglo XX, se encontraba en uno de tantos auges que la industria minera ha tenido en su historia, ciclos de bonanzas y de pobreza.

“Como impulso a la actividad minera, llegó la energía eléctrica y una nueva tecnología para el beneficio de los minerales, el llamado proceso industrial de cianuración, que desplazó al de patio o amalgamación, método usado durante siglos y que implicaba el uso de terrenos o patios de gran amplitud de lo que constituyeron las múltiples Haciendas de Beneficio que se encontraban en la ciudad.

Esos grandes espacios en las Haciendas, fueron quedando en el abandono. Tal fue el caso de la histórica Hacienda de San Jerónimo, de la que se tiene referencia de su existencia desde el año de 1700.

La ciudad, cuya sociedad acomodada disfrutaba de tertulias, espectáculos de teatro, algunos deportes en pequeños y exclusivos grupos, eventualmente los toros que alguna vez fue fueron divertimento de todo el pueblo.

Sin embargo, grupos de la llamada Colonia Norteamericana, integrada por dueños y trabajadores de las empresas mineras y de la eléctrica, empezaron a practicar en ese espacio baldío de la Hacienda de San Jerónimo, un deporte llamado béisbol cuyo controvertido origen se lo atribuían tanto ingleses como nuestros vecinos del norte.

El béisbol había llegado a México en la última veintena del siglo XIX y Guanajuato no fue la excepción. Pero el béisbol, debe decirse, ya se había manifestado y hay evidencias, de que algunos jóvenes guanajuatenses que habían estudiado en los Estados Unidos, aprendieron el deporte y lo empezaron a practicar en la ciudad siendo uno de los sitios el actual Jardín de las Acacias, lugar que debieron de abandonar, ya que ahí se ubicó la estatua del Padre de la Patria, Miguel Hidalgo y Costilla, donada por el entonces presidente de la República, Porfirio Díaz, y que fue inaugurada por él mismo en el año de 1903.

En función de lo anterior, La Hacienda de San Jerónimo se convirtió en el gran referente donde se ha ido practicando el béisbol desde entonces y hasta nuestros días.

Al llegar el béisbol a la ciudad, este deporte vino a contribuir a la cohesión social. Originalmente practicado y promovido por grupos acomodados de la sociedad y en gran medida elitista, pronto se popularizó y se convirtió en un medio crucial de entretenimiento y vínculo social.

Jorge, quien ¡desde hace 53 años no visitaba Hermosillo!, nos dijo que de acuerdo al historiador César González, el beisbol llegó a la ciudad a través de las compañías mineras provenientes de los Estados Unidos, que impulsaron el juego entre sus trabajadores y que el primer partido fue el 20 de julio de 1902 teniendo como escenario la zona donde ahora se localiza el Parque Las Acacias.

“Según el reporte publicado por el periódico México News, editado en la Ciudad de México, ese primer antecedente ocurrió cuando se integraron dos equipos de jóvenes guanajuatenses; los que habían estudiado en los Estados Unidos y una selección local.

Esta historia, amigos, debe continuar:

Related Posts

[Rich_Web_Slider id="1"]